Francisco Alcaide: “Todo lo que genere miedo aniquila la posibilidad de hacer cosas nuevas e innovar”

20 diciembre 2020
Francisco Alcaide Aprendiendo de los Mejores liderazgo y Desarrollo personal

La mejor presentación del libro Fast Good Management la hace en su prólogo Fernando Rodríguez de Rivera, Director General de Bodegas PradoRey: “un libro que está llamado a convertirse en un clásico de los libros de gestión entre los directivos, de las escuelas de negocio y facultades de empresariales de todo el mundo, así como entre todos aquellos que quieran reflexionar sobre otros temas que trascienden el ámbito de las organizaciones, entre otras cosas, por la increíble capacidad del autor para extraer lecciones de todas las esferas de la vida: desde los grandes pensadores clásicos hasta los niños –esos grandes genios, como le gusta decir al autor–, pasando por los primeras espadas de la gestión; desde el cine y la música hasta los chistes, anécdotas y chascarrillos del día a día. El management está presente en todas las facetas de la vida y precisamente por ello se puede aprender de cada situación”.

Conversar con Paco, siempre suma… ¡adelante!

:: Paco, el prólogo ya empieza fuerte: “a estas alturas del siglo XXI la humanidad ha superado con éxito decenas de crisis, recesiones y revoluciones, pero creo que jamás han sucedido tantas cosas tan importantes a la vez”… ¿Y cómo le afecta al mundo del Management y por qué ahora has rescatado Fast Good Management como obra?

Escribí Fast Good Management en 2011 (y ahora hemos hecho una edición nueva) porque ya intuía por dónde iban los tiros en ese momento que se ha acentuado de manera muy acusada en los últimos años con el entorno VUCA que vivimos.

Es un concepto que hace referencia a la necesidad de aportar valor de manera breve y práctica. La capacidad de dar soluciones de manera sintética y condesada.

Desarrollé esta idea a raíz del concepto de la gastronomía Fast Good inventado por Ferran Adrià, que puso en marcha porque siempre se había asociado el término Fast Food (comida rápida) a Junk Food (comida basura).

Para Ferran Adrià algo rápido (Fast) también puede ser bueno (Good). Inventó ese concepto para responder a la necesidad que tiene la gente cada vez más de comer en menos tiempo, pero hacerlo de forma saludable. Lo mismo sucede en el ámbito del management: necesitamos aportar valor (es la esencia de la empresa) pero con agilidad y brevedad.

:: ¿Quién sabe lo que los problemas pueden hacer por ti? La verdad que es un capítulo de obligada lectura… ¿convénceme en 3 ideas por qué los problemas son oportunidades?

1.- Porque el ser humano tiene una tendencia natural a hacer lo más cómodo, fácil y que implica menos inconvenientes.

Pero comodidad y crecimiento personal son incompatibles. Crecemos al nivel de las dificultades que vamos encontrando por el camino.

2.- Porque reflexionar desde el éxito es muy complicado.

Cuando las cosas van bien, la tendencia es a continuar haciendo lo mismo sin hacerse demasiadas preguntas. La autocomplacencia es nuestro mayor enemigo, y la adversidad nos obliga a despertar.

3.- Porque nos empuja a mirar hacia dentro, a encontrarnos con nosotros mismos, y contemplar nuestras sombras. El autoconocimiento es la base del desarrollo personal.

No puedes cambiar lo que desconoces.

La adversidad es absolutamente imprescindible para la madurez de la personalidad.

Las estrellas no pueden brillar sin la oscuridad. Decía Viktor Frankl que “el hombre que no ha pasado por circunstancias adversas, realmente no se conoce bien”. Y añadía: “Si en lugar de aprovechar las dificultades para probar nuestra entereza, juzgamos como errónea nuestra situación, como un paréntesis inconsciente de nuestras vidas y destino, cerrando los ojos y refugiándonos en el pasado, la vida pierde sentido”.

A menudo, de los momentos oscuros (maldiciones), si son bien gestionados, sale algo bello (bendiciones).

:: A pesar de confinamientos, videos conferencias y muchas redes sociales, la amistad es un arma poderosa. Las relaciones personales, el calor humano, ¿Cuáles son las claves para tener amistades sólidas, positivas, enriquecedoras?

Las relaciones son lo que dan sentido a la vida. Decía Aristóteles que “el hombre solitario o es una bestia o es un dios”.

Los momentos importantes de la vida tiene dos características: son momentos asociados a emociones placenteras y son momentos compartidos con las personas importantes en nuestra vida (familia y amigos).

En la amistad hay algunas cuestiones claves:

1.- No juzgar: el respeto absoluto a la libertad individual.

Queremos que los demás sean como a nosotros nos gustaría que fuesen, y así no empezamos bien. Dejar ser es fundamental.

2.- Cercanía: el roce es esencial para que una amistad cuaje y se mantenga en el tiempo.

Lo que abandonas, te abandona. El jardín hay que regarlo todos los días. Pero la cercanía no es una cuestión tanto física como emocional.

Hay gente que está cerca y la sentimos lejos, y gente que está lejos y la sentimos cerca. La tecnología nos ha ayudado mucho en este sentido.

3.- Apoyo: tanto en las derrotas como en el éxito.

En los momentos difíciles porque es fácil escurrir el bulto, en los momentos buenos porque la envidia siempre acecha por el horizonte entre los más cercanos.

:: ¿Qué comportamientos NO son auténticos y por qué la autenticidad puede ser un “valor en alza”?

Sólo puedes triunfar desde la autenticidad, porque otra cosa huele a postizo y no es creíble.

La autenticidad es lo que sale de dentro. La autenticidad es el rasgo distintivo de los grandes líderes y las grandes marcas.  Líderes los hay de todos los colores (extrovertidos e introvertidos, guapos y feos, con y sin estudios….) pero hay un punto en el que convergen todos: la autenticidad.

Son personalidades fieles a unos valores con los que comulgan y que defienden sin dejarse llevar por las modas o las críticas. Cuando eres una veleta que se mueve en la dirección que sopla el viento no puedes impactar ni dejar huella, sólo ser uno más.

Ser auténtico es tener una tribu que comparte tus valores, y por supuesto también haters que no comparten lo que eres. Lo peor es ser indiferente, estar en la media.

:: Paco, ¿Qué tiene que tener un coaching para que de VERDAD nos ayude a las personas?

Para que un proceso de coaching funcione, las dos partes (coach y coachee) deben cumplir su papel y existir química entre ambos. Por parte del coach se requiere saber escuchar (sin juzgar), saber hablar (sin imponer) y no generar dependencias. Debe saber dirigir el proceso de tal modo que a través de un intercambio de preguntas y reflexiones el coachee tome conciencia de ciertas actitudes y comportamientos que no le benefician y potenciar aquellas otras que sí. Un buen coach de saber de personas y tener experiencia de vida.

Por parte del coach se quiere buena predisposición de partida para abordar el proceso sin caer en el escepticismo, actitud de apertura para abrirse sin mentir ni mentirse; voluntad de cambio para tomar decisiones y ejecutar acciones; y optimismo vital y paciencia para saber que los cambios no son posibles pero no inmediatos.

:: ¿Dame 3 razones para que una persona de éxito o una persona que haya fracasado estrepitosamente, pueda acudir a un coaching profesional?

Un coach hace de espejo. El coaching es un proceso de acompañamiento con el objetivo de lograr una mejora personal:

1.- Percepción: no hay buen juez en causa propia.

Es muy difícil contemplar la realidad personal con objetividad, sobre todo las sombras. A menudo, negamos la realidad o miramos hacia otro lado. Contemplarse a uno mismo con honestidad exige valentía.

2.- Método: no sólo se trata de querer mejorar de sino saber cómo hacerlo.

A veces las intenciones son buenas, pero se desconoce los pasos a seguir.

3.- Apoyo emocional. Todo proceso de cambio tiene momentos de dudas y bajones.

El ser humano tiende a los pensamientos negativos. Es esencial tener anclajes para no venirse abajo. Con otros siempre es más fácil.

:: Me gusta tu capítulo sobre las contradicciones, están en todo lo que nos pasa en la vida. Hablas de dos perfiles, los maximizadores y los satisfactores, ¿Qué son y en qué se diferencian?

Es una idea del psicólogo Barry Schwartz, autor del libro La paradoja de la elección. En la vida hay dos tipos personas: los maximizadores y los satisfactores. Los primeros son aquellos que cuando toman una decisión buscan la solución óptima. Se dilatan mucho en decidir (la óptima sólo es una) y cuando finalmente se han decidido nunca están contentos porque están pensando si las alternativas descartadas serían mejores.

Por el contrario, los segundos (satisfactores) disfrutan más de la vida porque una vez decidido algo, no centran su atención en el valor de las alternativas descartadas sino que sacan el máximo partido de la elegida.

Conclusión: Viviríamos mejor si bajáramos las expectativas sobre el resultado de nuestras decisiones. Hay que disfrutar de dónde se está y con lo que se hace sin pensar en otras alternativas. No se puede tener todo.

:: La creatividad desempeña un papel relevante en uno de tus capítulos. Déjame te pregunte una cosa: cuándo llegas a un lugar, ¿Cómo sabes que allí se mata la creatividad? ¿Qué hace que haya espacios o contextos que la fomenten y otros que la machaquen?

La creatividad necesita espacios de libertad para que se manifieste. La creatividad es fruto de probar, de preguntarse por qué no, de indagar, de cuestionar cosas; y para ello es fundamental sentirse cómodo.

El exceso de normas, rigidez, protocolos, la penalización del error y el autoritarismo matan la creatividad. Todo lo que genere miedo aniquila la posibilidad de hacer cosas nuevas e innovar.

:: En el libro hablas de emprendimiento, y aportas algunas claves. En concreto una que me parece especialmente importe, la fortaleza mental. Dices: “El emprendedor tiene que ser psicológicamente fuerte para no dejarse derrotar por los momentos de soledad, bajones y dudas que ocurren cada cierto tiempo y que invitan a tirar la toalla”. Ahora bien, ¿Cómo se entrena la fortaleza mental? ¿Nos estamos olvidando de entrenar nuestra mente para lograr dirigir mejor nuestras vidas… y nuestras empresas?

Quien mejor nos puede responder es nuestro campeón Rafael Nadal. Una vez me comentaba su representante (Carlos Costa) que “la cabeza es el 90% de un deportista. Si alguien tiene la técnica de Rafa pero no su cabeza es imposible ser el número uno del mundo”.

La pregunta es: ¿Cómo tener esa fortaleza? Esa misma pregunta se la hacía un periodista a Rafa, y contestaba:

“Estás preparado mentalmente cuando saltas a la pista cada día y no te quejas cuando juegas mal, cuando tienes problemas, cuando sientes dolores y pones la actitud adecuada, la cara correcta y focalizas; no te centras en las cosas negativas y en los problemas por los que juegas mal o por los dolores”.

Se juega como se entrena. Las personas somos seres hábitos. Si quieres lograr algo grande, espera tener problemas.

Lo mejor es mentalizarse por anticipado, para cuando lleguen los problemas no nos pille por sorpresa. Y cuando lleguen, no hay que huir de ellos sino afrontarlos, porque las dificultades vencidas son oportunidades ganadas.

Como recogemos en Aprendiendo de los mejores citando Jim Rohn: “No pidas menos problemas, desarrolla más habilidades. Los problemas nunca desaparecen”.

:: Citas a Ortega cuando decía: «La envidia es una forma de elogio». ¿Hay algo positivo en la envidia? Mi experiencia es que la envidia mal canalizada es una fuente de barreras al crecimiento en cualquier organización. ¿Qué opinas?

La envidia es demoledora. Cuando una persona es víctima del mal de la ‘enviditis’ acaba desembocando en rencor, mentiras y rabia. A las personas no les gusta que les recuerden sus carencias, que dejen en evidencias sus limitaciones, así que la mejor forma de disimular su realidad es atacar y hablar mal de los demás.

La envidia es el homenaje que la mediocridad le rinde al talento. Lo más tristes es que se suele dar entre las personas más cercanas a uno (familia, amigos y compañeros) porque es donde uno se compara con más facilidad.

:: ¿Cuáles son los 3 grandes fallos, a tu juicio, en la gestión de equipos?

1.- El ego.

El querer brillar a toda costa por encima del resto que se traduce en un egoísmo individualista que genera muchos conflictos.

2.- La falta de compromiso.

Sin compromiso con el proyecto uno se limita a cubrir el expediente. En cualquier equipo ganador hay que hacer esfuerzos extra que trascienden la frontera formal del puesto.

La falta de humildad.

Necesitamos de los demás para llegar lejos. Nadie lo sabe todo ni lo hace todo bien. El líder debe saber que no sabe.

:: Ahora en pleno COVID la digitalización está permitiendo trabajar fuera de las oficinas, ¿Qué riesgos o qué oportunidades como equipos existen en estos nuevos contextos?

Todo reto supone oportunidades y riesgos. La gente ‘ganadora’ se centra en las primeras y trata de minimizar los segundos. La digitalización bien entendida permite mejorar la eficacia y la eficiencia, al tiempo que puede representar una mayor autonomía (uno de los 3 factores claves de la motivación según Daniel Pink: autonomía, maestría y propósito) facilitando al mismo tiempo una mayor flexibilidad que es un factor clave de bienestar.

Sheryl Sandberg, directora de operaciones de Facebook, decía cierta vez: “Estoy convencida que los trabajos que ofrecen flexibilidad atraen a los mejores profesionales”.

:: ¿Es la digitalización, antes que una tecnología, un cambio en la forma en la que se gestionan las personas?

La digitalización es un cambio cultural, una forma de hacer las cosas para responder al entorno que vivimos. Y los cambios culturales para que se produzcan y perduren requieren el compromiso de las personas, de toda la organización.

Primero de la Alta Dirección que cree en ello, da ejemplo y ejerce el liderazgo; y segundo del resto de colaboradores. Para ello es muy importante la comunicación, el porqué de los cambios y qué beneficios reporta tanto a nivel colectivo y personal.

El ser humano tiene una tendencia a la rutina y lo cómodo. Nadie cambia si no piensa que es a mejor.

La gente necesita saber cuál es la estrategia de la compañía, cuál es su papel dentro de esa estrategia, y cómo su papel contribuye al cumplimiento de los resultados. Necesitan sentirse importantes.

:: En el mundo del Fast Good Management, ¿Qué papel desempeñan los valores? ¿Hay valores que pesan más que otros? ¿Seguirá siendo la clave las relaciones humanan en compañías más robotizadas?

El liderazgo es la suma de dos cosas: liderazgo técnico (conseguir resultados) y liderazgo ético (tener en cuenta los valores).

Un día sí y otro también desayunamos con personajes del ámbito público y privado que acaban entre rejas. Fueron admirados por alcanzar resultados pero saltándose las normas legales y éticas, y se han estrellado.

La ética es la ciencia de la felicidad, la que nos indica la mejor forma de vivir, la virtuosa. No caduca y siempre vuelve.

No se puede vivir de espalda a los valores (ética), porque cuando se hace se está perjudicando por el camino a otros, y eso, antes o después, acaba saltando por los aires. Ya lo decía Ortega y Gasset: “Toda verdad ignorada prepara su venganza”.

:: En el libro hay todo un tratado sobre liderazgo y sobre motivación, o incluso, de cómo luchar contra la negatividad. Haznos un avance, me preocupa qué hacer para mantenerse motivado en una vida con tanta incertidumbre sobre tantas cosas, o con una lucha permanente por la supervivencia y superación, y la frustración que todos nosotros nos tenemos que desayunar todos los días. ¿Qué nos dice Francisco Alcaide para nunca perder esa motivación y esa fuerza motriz?

Tres aspectos son importantes:

1.- Propósito de vida:

cuando sabes lo que haces y por qué lo haces, es más fácil no rendirse y continuar en la brega.

2.- Aceptación:

El viento no siempre sopla a favor. Hay momentos de sembrar, de recoger y también de aguantar. La filosofía estoica es muy útil para tiempos de incertidumbre. Acepta todas las contingencias como bendiciones: amor fati -amor al destino-

3.-Actitud:

Como respondes a todo, desde la negación y el rechazo o desde el aprendizaje y la autorresponsabilidad, es lo que va a marcar una diferencia en tu vida.

:: Haznos una oda a la mezcla, a lo multidisciplinar, a unir piezas, a la flexibilidad… ¿el éxito de quien es capaz de mezclar las cosas con éxito?

Soy un enamorado del ‘Efecto Medici’, que es el título de un fantástico libro de Frans Johansson.

El éxito está en la diferenciación, en ver cosas que no los demás no ven. Y eso una cuestión de creatividad, que no es otra cosa que la capacidad para conectar cosas.

El siglo XVI (el Renacimiento) vino a denominarse el ‘siglo de oro’ porque fue una de las épocas de mayor explosión de creatividad e innovación de la Historia. Eso ocurrió porque en un tiempo (siglo XVI) y en un lugar (Florencia) había una familia de banqueros (los Medici) que auspiciaban a todo tipo de artistas. Como el dinero estaba en Florencia, ahí confluyeron y convivieron arquitectos, escultores, pintores, poetas y todo tipo de artistas. Gracias a esa concentración de talento diverso, con diferentes formas de ver y entender la vida, surgieron de manera natural muchas producciones artísticas que hoy día seguimos admirando.

La creatividad nace del roce, intersección y unión de disciplinas, ámbitos y cosas diferentes. Si tenemos dos abogados juntos pensarán de forma muy similar, pero si juntamos a un abogado y a un pintor seguro que sale algo más interesante, siempre que uno sea lo suficiente humilde para apreciar las diferencias.

:: Por último, no me puedo resistir, danos el decálogo (que el lector puede profundizar, estudiar y subrayar en tu libro) sobre cómo gestionarse UNO MISMO. Gracias

  1. Pasión: para que otros amen lo que haces, tú tienes que hacer lo que amas. Es difícil ser bueno en algo de lo que no se disfruta.
  2. Propósito: ¿Qué se perdería el mundo si yo no estuviera aquí? Piensa en tu legado.
  3. Equipo: nadie solo ha llegado demasiado lejos. Necesitas de otras personas. Construye relaciones y cuídalas.
  4. Hábitos: para ser un ganador hay que serlo todos los días. No puedes hacer sólo lo que te apetece y cuando te apetece.
  5. Paciencia: quien resiste, vence. El éxito consiste en ir de derrota en derrota hasta la victoria final.
  6. Foco: el éxito es la acumulación de conocimiento y experiencia. Si te dispersas, tus resultados se resienten.
  7. Autorresponsabilidad: no todo depende de ti ni es tu culpa, pero sí es tu responsabilidad encontrar una solución a la situación.
  8. Actitud: en la vida las condiciones nunca son las deseables. Cómo afrontas todo lo que sucede (éxito, fracaso, envidia, deslealtad, esfuerzo…) es lo que marca la diferencia.
  9. Valores: quien la hace, la paga. No te traiciones ni cojas atajos que hipotecan tu porvenir.
  10. Afecto: las relaciones dan sentido a la vida. Sin cariño (familia y amigos) la vida no tiene sentido.

Artículo escrito por Javier García

Editor de Sintetia
Javier García

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Raúl Carrión Estudio, S.L. es la Responsable del Tratamiento de tus datos, con la finalidad de moderar y publicar tu comentario con tu nombre (en ningún caso se publicará tu correo electrónico).
Tienes derecho de acceso, rectificación, supresión, limitación, oposición al tratamiento y portabilidad. Puedes ejercitar tus derechos en [email protected]